En los últimos años se han experimentado cambios en este sector. Antes, las instalaciones termales se usaban con fines de recuperación, centrando su atención en personas de la tercera edad, ayudando a la recuperación o rehabilitación de las dolencias, enfermedades y patologías, provocadas por la edad. En la actualidad éstos centros se usan, en su mayoría, con fines terapéuticos y lúdicos. La edad del público ha bajado, ayudando a la prevención de dolencias futuras.

body of water near trees
Photo by Artem Zykin on Pexels.com

Las tendencias actuales se centran en:

  • Balnearios con programas preventivos, incluyendo estética hidrotetermal y el bienestar emocional o técnicas de relajación.
  • Centros talasoterapéuticos, usando el agua del mar con fines terapéuticos y lúdicos.
  • Spa y wellness en hoteles o resorts, usando agua corriente, con fines termo y crioterapéuticos, centrados en actividades lúdicas y de bienestar.

Todo esto ayuda en:

  • Prevención de enfermedades y dolencias futuras.
  • Puesta en forma y belleza.
  • Estabilidad emocional.
white outdoor lounge chairs
Photo by GaPeppy1 on Pexels.com

Son muchos los tratamientos o centros que tenemos a nuestra disposición. Profesionales centran su atención en el paciente. Paciente que, incluso sin saberlo, está recibiendo una cantidad infinita de beneficios.

Usos de agua termal, talasoterapia o, como hemos mencionado, simple agua corriente, usada en diferentes temperaturas, tienen multitud de beneficios para nuestra salud, recuperación, prevención o rehabilitación. Nos ayuda a prevenir enfermedades o patologías para las que estamos predispuestos, curarlas o calmar sus efectos de manera temporal para ayudarnos a tener una vida más fácil. Incluso las personas totalmente sanas, notan un cambio físico y emocional con éstos tratamientos, ya que también ayudan a reforzar nuestro sistema.

Cupshe WW
Udemy WW

Forest Essentials [CPS] WW